Instituto de Formación Continua

La vulnerabilidad de nuestros datos personales se hace patente en la No cON Name 2017.

29.11.2017

IL3-UB y la asociación No cON Name han organizado el congreso de seguridad informática de referencia en el país, donde durante dos días se han presentado y debatido los retos a los que se enfrenta uno de los sectores con mayor potencial de crecimiento.

La vulnerabilidad de nuestros datos personales se hace patente en la No cON Name 2017.
Después de un año de parón en su celebración, el congreso de ciberseguridad No cON Name volvió a Barcelona en su XV edición con la ayuda de IL3-UB para celebrar dos jornadas de charlas y ponencias junto a los más de 300 asistentes reunidos en el Aula Magna de la Facultad de Biología.
 
El evento ha vuelto a confirmar su condición como encuentro de referencia en el sur de Europa para los expertos en el ámbito de la seguridad informática, con un total de doce presentaciones donde se han expuesto los últimos avances del hacking y los retos a los que se enfrenta el sector.
 
El fundador del congreso No cON Name,  José Nicolás Castellano, ha valorado positivamente la edición 2017, remarcando que “el congreso ha estado repleto de asistentes y expertos que han participado a todos los niveles” y ya está pensando en la nueva edición “con mayor participación internacional”.
 
Las grandes innovaciones del sector
 
La exposición de contenidos de alto nivel técnicocomo las realizadas por Sergio González desde Los Angeles o Jordi Ventanyol, Leonardo Nve, Ricardo Rodríguez y Jose Miguel Ortega al frente del aula se combinaron con las de Alex Ribot y Ruth Sala, que hablaron sobre los métodos forenses para localizar a través del móvil y los límites legales en la investigación privada o la obtención de datos, respectivamente.
 
Uno de los invitados más aclamados fue Santiago Hernández Ramos, que presentó WinRegMiTM, una herramienta para interceptar llamadas al registro de Windows cuyo funcionamiento mostró en directo para delicia de los espectadores.
 
Ernesto Sánchez y Joel Serna, por otro lado, presentaron su desarrollo de BadUSB, unos dispositivos físicos que permiten asumir el control remoto de la máquina atacada a través de un USB conectado a la misma. Luis Enrique Benítez, en cambio, expuso los múltiples fallos encontrados durante sus investigaciones y auditorías a los dispositivos domésticos conectados a internet como lavadoras o televisiones inteligentes, que dejan desprotegidos a los usuarios y comercian con los datos obtenidos de sus hábitos de ocio y consumo.
 
De la misma manera, el polaco Jakub Korepta ahondó aún más en la necesidad de reforzar la seguridad en dispositivos de uso diario consiguiendo abrir una caja fuerte conectada a la red sin conocer la contraseña de la misma.
 
Las redes sociales también ocuparon su espacio en el congreso gracias a Alfonso Muñoz y Miguel Hernández, que presentaron “redes alternativas que huyen de la toxicidad que se vive en las grandes marcas como Twitter”. Estas plataformas, no obstante, se han mostrado proclives a ataques, de acuerdo a lo expuesto por ambos conferenciantes.
 
Los retos que plantea el futuro
 
Uno de los elementos más destacables de las jornadas vividas en el edificio de la Universitat de Barcelona es la alta participación de todos los asistentes en el congreso, que desde la transversalidad de sus diferentes puntos de partida profesionales construyeron un debate continuo a lo largo del fin de semana.
 
Así, la mesa redonda organizada al término del congreso dio la voz tanto a ponentes como al público para debatir y poner en común las distintas dificultades que encuentra la ciberseguridad en el mundo laboral y educativo.
 
La posibilidad de crear una reserva de expertos en seguridad informática por parte del gobierno central, el peso de las instituciones privadas en el desarrollo del sector o la necesidad de apostar por la educación en este campo fueron algunos de los temas tratados.
 
En este sentido, la apuesta decidida de la Universitat de Barcelona y el Instituto de Formación Continua IL3-UB por preparar a los profesionales del futuro en ciberseguridad se ha reforzado muy positivamente.
 
De acuerdo con Francisco Pérez, Director Académico de IL3-UB, “los avances presentados por los expertos que compartieron sus conocimientos en la No cON Name 2017 ponen de manifiesto la necesidad de formar a profesionales en el campo de la ciberseguridad y en temas transversales como la gestión de crisis o los aspectos éticos y legales, y corroboran la apuesta que se hace desde IL3-UB para dar respuesta a esta demanda”.
 
Un congreso más allá de las aulas                                                                                         
 
Durante los dos días de celebración del evento también se han celebrado actividades paralelas para tejer redes de networking y fomentar la participación activa de todos los asistentes.
 
Gracias al apoyo de los patrocinadores Airbus, ASIMETRICS, Andubay y bitNAP datacenter, junto a la colaboración de OneHacker Magazine e ISACA, se realizaron almuerzos para reponer fuerzas entra ponencias, así como un quiz sobre ciberseguridad y una cena de gala.
 
Bajo el hashtag #NcN2k17, el congreso de seguridad informática más antiguo de España también se ha seguido en redes sociales, y ya planea su próxima edición con el objetivo de seguir creciendo junto a un sector que consolida su relevancia en una sociedad cada vez más dependiente de las nuevas tecnologías.
Universitat de Barcelona
© Instituto de Formación Contínua - Universitat de Barcelona C/ Ciutat de Granada, 131 - 08018 Barcelona - España Tel. +34 93 403 96 96 - Teléfono de Información: +34 93 309 36 54

Dos campus de Excelencia Internacional:

  • BKC - Barcelona Knowledge Campus
  • Health Universitat de Barcelona Campus

Con la colaboración de:

  • Banco Santander
  • Catalunya Caixa