Dra. Carme Tello Casany. Autora del Máster en Prevención y Tratamiento de la Violencia Familiar: Infancia, Pareja y Personas Mayores.

Presidenta de La Associació Catalana per la Infància Maltractada (ACIM). Vicepresidenta de la Federación Asociaciones para la Prevención del Maltrato Infantil (FAPMI). Expresidenta de la IAN-IA International Attachment Network-Ibero Americana. Patrona de la Fundació Ferran Angulo.

“Más del 90% del maltrato, de la negligencia y, sobre todo, del abuso sexual es intrafamiliar y lo hace una persona conocida”

16 noviembre 2018

Entrevistamos a la Dra. Carme Tello, Autora del Máster en Prevención y Tratamiento de la Violencia Familiar: Infancia, Pareja y Personas Mayores. Con una amplia experiencia en violencia familiar como Presidenta de La Associació Catalana per la Infància Maltractada (ACIM), Vicepresidenta de la Federación Asociaciones para la Prevención del Maltrato Infantil (FAPMI), Expresidenta de la IAN-IA International Attachment Network-Ibero Americana y Patrona de la Fundació Ferran Angulo.

Carme es la Presidenta del Congreso FAPMI que se celebra este año en Barcelona bajo el lema “No hablar, no ver, no oír: demos visibilidad al maltrato infantil”. El objetivo del Congreso es centrar la atención de todos los agentes involucrados en la atención a la infancia sobre la necesidad de seguir avanzando en la visibilidad y reconocimiento de un problema mucho más real, próximo y frecuente de lo que nos gustaría reconocer. Pero la única forma de empezar a cambiar esta realidad es precisamente reconociendo su existencia.

¿Cuál ha sido tu trayectoria profesional?

Yo soy psicóloga clínica y he estado trabajando 35 años en el Centro de Salud Mental Infantil y Juvenil de Lleida hasta que me jubilé hace 2 años. También he estado de profesora asociada de psicología en la Facultad de Medicina de la Universidad de Lleida y mi línea de trabajo e investigación ha sido siempre todo lo que tiene que ver con vinculación afectiva, conductas agresivas y malos tratos.

¿Dónde nace la iniciativa del Congreso FAPMI y quién está detrás de la organización de la XIV edición?

La Federación de Asociaciones para la Prevención del Maltrato Infantil (FAPMI) y la Associació Catalana per la Infància Maltractada (ACIM) tienen como objetivos la prevención, la información y la formación de todo lo que está relacionado con el maltrato, la negligencia y el abuso sexual infantil. Se pensó que sería interesante que bianualmente se hicieran congresos para poner en conocimiento de los diferentes profesionales que trabajan en infancia y adolescencia estos temas. Actualmente vamos por la 14ª edición y la anterior edición se hizo en Murcia. Lo que queremos hacer en el congreso actual es dar voz a los niños y niñas que padecen este problema, pero para dar voz tenemos que ser capaces de poder ver y poder escuchar, porque muchas veces el problema queda silente y pasa totalmente desapercibido, con lo cual los efectos a posteriori son muy importantes en los ámbitos intelectual, psicológico, somático, de relaciones laborales o de pareja. Pero, sobre todo, uno de los problemas más graves que hemos encontrado es que si no hay una detección precoz de este problema, hay un riesgo elevadísimo de transmisión de estas pautas a través de las generaciones.

¿Cuáles son los objetivos principales?

A mí, lo que me parece importante más allá del congreso, es que se dé la posibilidad de que la población en general entienda que el maltrato, la negligencia y el abuso sexual se dan en todos los ámbitos de la sociedad. Y algo que me parece importante a destacar es el programa ECPAT, el cual está ligado a las Naciones Unidas y tiene por finalidad la protección de niños, niñas y adolescentes de la prostitución, la pornografía y la trata, porque una de las cuestiones más relevantes es que la población entienda que esto está pasando a nuestro lado, que no necesariamente tenemos que ir a Tailandia. Barcelona es una ciudad de congresos y todos sabemos que el gran negocio es la prostitución, pero también hay prostitución de menores; y no solamente de niñas, también de niños y a veces el problema de la prostitución de niños está bastante más oculta que la prostitución de niñas. Todos somos responsables de poder ver y oír y dar voz, pero nos interesa que los profesionales que están directamente trabajando con niños, niñas y adolescentes tengan instrumentos para poderlo detectar. Una de las luchas que llevamos tanto en la FAPMI como en la ACIM es que en de los programas docentes de las universidades esté incorporado el tema del maltrato.

¿Cuáles son los principales problemas en materia de violencia infantil en España y Cataluña?

Yo diría que uno de los principales problemas es la invisibilidad. Teóricamente sí que vemos en los periódicos y en los medios de comunicación que salen noticias, pero, lamentablemente, muchas veces se enfocan de una manera muy amarillista. Pongo como referencia la película Spotlight, que creo que es cómo los periódicos tendrían que tratar estos temas, es decir, desde un punto de vista científico. También recomendaría el libro El mal invisible que hizo un periodista de Rac1, Xavier Pérez, sobre el tema de los maristas. Creo que está muy bien hecho y que fue muy sensible con las víctimas. Yo diría que sigue siendo un tema tabú y que de tanto en tanto sale en la prensa, pero no con la calidad ni con el respeto a los menores que se tendría que tener. De todas maneras, hay que decir que ha habido un cambio. Por lo menos ahora se puede empezar a hablar. Otro problema creo que es que muchas veces se legisla, pero si no hay un presupuesto detrás… pues “fantástico”. Puede haber una ley muy buena, pero sin presupuesto es difícil aplicarla.

La invisibilidad de esta problemática creo que tiene que ver con que es una situación muy difícil de pensar. Más del 90% del maltrato, de la negligencia y, sobre todo, del abuso sexual es intrafamiliar y lo hace una persona conocida; y cuesta pensar que el papá, el abuelo o la tía está agrediendo. La familia tiende a negar el conflicto, porque es algo impensable.

¿Qué acciones deben tomarse para detectar, prevenir e intervenir en situaciones de maltrato infantil?

Para prevenir el maltrato, la negligencia y el abuso sexual infantil es muy importante que la población esté informada, no solamente por la universidad, sino también por las asociaciones de barrio o por las asociaciones de padres, como, por ejemplo, desde ACIM tenemos una serie de talleres para asociaciones de vecinos y escuelas. Hay un programa muy bueno organizado y potenciado por el Consejo de Europa que se llama Uno de cada cinco. Se trata de un vídeo cortito que se llama La regla de Kiko que pretende enseñar a los niños pequeños menores de 5 años a saber decir no cuando un adulto le hace toqueteos impropios. También hay que informar a los niños dentro de su etapa evolutiva y darles ideas de cómo protegerse ante situaciones de agresión que no les gustan por parte de adultos. Pueden no poder acudir al papá (porque a veces él es el agresor) ni a la mamá (porque a veces puede defender al agresor), pero sí al adulto al que tenga confianza para que le pueda ayudar. Y una vez detectado el caso, realmente los protocolos funcionan.

¿Qué requisitos con respecto a la formación deben cumplir los profesionales que trabajan en la sensibilización e intervención en violencia infantil?

Es importante que los profesionales que trabajan directamente con niños, niñas y adolescentes, sobre todo los de primera línea, que serían los sanitarios y los de educación, tengan claro qué es un maltrato, una negligencia y un abuso sexual infantil. El profesional, cuando un niño o una niña tiene un cambio brusco de conducta o de emoción, tiene que pararse a pensar qué es lo que ha ocurrido, es decir, por qué ese niño o esa niña de golpe y porrazo deja de aprender, empieza a tener conductas disruptivas o a quedarse encerrado en sí mismo o, si antes iba bien en la escuela, por qué de repente empieza a hacer absentismo o empieza a tener dolores inespecíficos. Estos dolores no necesariamente tienen que ser producidos por una situación de maltrato o abuso, pueden llegar por muchos motivos, pero una de las cuestiones que yo siempre he recomendado es saber dar un espacio de confianza a esos niños y niñas para que puedan hablar. Como he dicho antes, ese cambio brusco puede ser producido por mil cosas, pero si tú le dices a ese niño “te he visto, te he escuchado, hay un espacio en el que podemos hablar”, yo creo que eso es la mayor prevención que podemos hacer.

¿Sabías que...?

La Dra. Carme Tello Casany es autora del Máster en Prevención y Tratamiento de la Violencia Familiar: Infancia, Pareja y Personas Mayores. Este máster se basa en la convicción de que para afrontar este fenómeno es necesario contar con profesionales que dispongan de una formación adecuada y de una visión multidisciplinar de la violencia familiar. La capacidad de análisis y detección debe ir seguida de una capacidad de actuación, de modo que se garanticen unas intervenciones comunes y específicas sobre la prevención, la detección y el tratamiento de la violencia hacia la infancia, la pareja y las personas mayores.

Artículos relacionados

Envía un comentario

*